¿El sentido de la vida?

Queremos que nos ayudes en este nuevo tema, dejando acá tu sentido de vida, después de ser una persona ostomizada y/o reconectada.

¿El sentido de la vida?

8 respuestas a ¿El sentido de la vida?

  1. tomas dijo:

    Cuidados de una ileostomía
    Al principio puede parecer difícil el cuidado que requiere una ileostomía, pero con práctica y tiempo se convertirá en uno de sus hábitos cotidianos, como afeitarse o bañarse.
    No hay una sola manera de realizar los cuidados que requiere una ileostomía. Esta guía le brinda consejos prácticos e ideas que podrá repasar con su médico o la enfermera especialista en ostomías para adaptarlas a sus necesidades. Pruebe nuevas alternativas, pero descontinúelas si no le hacen sentir más cómodo. Use el tiempo de recuperación para aprender y probar diferentes técnicas de manera que pueda encontrar la que sea mejor para usted.

    En nuestra sociedad, las necesidades del baño se mantienen en privado. Puede que hablar sobre materia fecal y evacuaciones sea extraño e incómodo. Lo mismo ocurre a menudo para la persona que tiene una ileostomía. No obstante, puede que necesite ayuda y consejo mientras aprende a sobrellevar los cambios que se han realizado. Un buen sentido del humor y el sentido común son necesarios cuando están ocurriendo cambios en el funcionamiento de su cuerpo. Tenga confianza. Usted puede dominar este nuevo sistema. Verá que recuperará el control nuevamente antes de lo que pensaba.

    Protección de la piel alrededor del estoma
    La piel que circunda su estoma siempre debe verse como la piel del resto de su abdomen. Sin embargo, el desecho que sale de la ostomía puede causar hipersensibilidad o dolor en esta área. A continuación se indican algunas maneras de ayudar a mantener su piel saludable:

    Use el tamaño adecuado de bolsa y de la abertura de la barrera para la piel. Una abertura demasiado pequeña puede cortar o lesionar el estoma y puede que esto lo inflame. Si la abertura es demasiado grande, la materia fecal podría entrar en contacto con la piel e irritarla. En ambos casos, reemplace la bolsa o barrera cutánea por una que le quede bien.
    Cambie el sistema de bolsa recolectora de manera periódica para evitar fugas e irritación de la piel. La comezón (picazón) y el ardor son signos de que es necesario limpiar la piel y cambiar el sistema colector.
    No arranque de la piel el sistema de bolsa recolectora y evite quitárselo más de una vez por día, salvo que se haya presentado algún problema. Quítese la barrera cutánea separando suavemente su piel de la barrera adhesiva en lugar de jalar la barrera de su piel.
    Limpie con agua la piel que circunda al estoma. Antes de colocar la cubierta, la barrera cutánea o la bolsa, seque la piel por completo.
    Esté alerta a las sensibilidades y alergias al material del adhesivo de la barrera cutánea, de la cinta o la bolsa. Éstas pueden surgir semanas, meses o incluso años después del uso de un producto, ya que el cuerpo se puede sensibilizar gradualmente. Si su piel se irrita solamente en el punto donde la bolsa de plástico tiene contacto con su piel, puede cubrir la bolsa o probar otra marca de bolsa. Los fabricantes de suministros de ostomías tienen cubiertas para bolsas, o usted puede hacer su propia cubierta.
    Es posible que necesite probar diferentes productos para ver cómo reacciona su piel ante ellos. Si no tiene ningún inconveniente en hacer pruebas en usted mismo(a), siga las direcciones que se indican en la sección “Prueba de parches” a continuación. De lo contrario, y si los problemas persisten, consulte con su médico o enfermera de ostomías.

    Prueba de parches
    Las pruebas de parches se pueden hacer para determinar si usted es sensible o alérgico a un producto usado como parte del cuidado de la ostomía. Coloque un pequeño pedazo de material de prueba sobre la piel de su abdomen, bien lejos del estoma. Si el parche no es auto adherible, péguelo con cinta adhesiva que usted sepa que no le provoca alergias (figuras 21 y 22). Déjeselo puesto por 48 horas.

    Retire suavemente el parche al final de las 48 horas y revise si hay enrojecimiento o manchas debajo del parche. Si no hay enrojecimiento tras las 48 horas, por lo general el uso de este producto es seguro. Pero en algunos casos, se ha reportado que hay reacciones que para manifestarse requieren de un uso más prolongado que 48 horas (figura 23).
    La picazón o el ardor que ocurre antes de las 48 horas indican sensibilidad. Quite el producto inmediatamente y lave la piel bien con agua y jabón.

    También es posible una reacción causada por la cinta adhesiva. Si ese fuera el caso, el enrojecimiento u otra irritación solamente se limitarían al área delineada por la cinta (figura 24).

    Si parece que tiene una alergia a cierto producto, pruebe un producto hecho por otra compañía y sométalo a la prueba del parche también. Puede que sea necesario probar varios productos para encontrar uno que sea adecuado para usted. Tenga en cuenta que las alergias no son tan comunes como lo es la irritación por el uso inadecuado de algún producto. Por esta razón, antes de usar un producto, siempre lea las instrucciones que acompañan al mismo. Cuando tenga dudas, consulte con su enfermera de ostomías o a su médico.

    Vaciado y cambio del sistema de bolsa recolectora
    Usted recibirá instrucciones sobre cómo cambiar y vaciar su sistema de bolsa recolectora antes de su partida del hospital. No es necesario el uso de suministros que hayan sido esterilizados. Por ejemplo, es posible el uso de pañuelos desechables, toallas de papel o papel de baño para limpiar alrededor del área del estoma en lugar de usar almohadillas de gaza desechables esterilizadas.

    Cómo vaciar la bolsa
    Vacíe la bolsa cuando alcance alrededor de una tercera parte de su capacidad para evitar que se llene mucho y tenga fugas. Siga estos pasos:

    Siéntese en el inodoro tan atrás como pueda o en una silla frente al escusado
    Coloque una pequeña tira de papel sanitario en el inodoro para disminuir las salpicaduras
    Sujete la parte inferior de la bolsa hacia arriba y abra el sujetador en el extremo
    Lentamente desenrolle el extremo sobre el inodoro.
    Vacíe suavemente el contenido.
    Limpie tanto el lado externo e interno del extremo de la bolsa con papel sanitario
    Enrolle el extremo de la bolsa y el clip
    Cuándo hacer el cambio del sistema de bolsa recolectora
    Hay distintos sistemas de bolsa recolectora según el plazo de utilización. Algunas se cambian cada día, otras alrededor de cada tres días y algunas una vez por semana dependiendo del tipo de bolsa elegida.

    A ciertas horas del día puede haber una menor actividad intestinal. Es más fácil cambiar la bolsa del sistema recolector a esas horas. Puede que le parezca mejor cambiarlo al levantarse, antes de comer o beber. Si lo hace después de comer, es aconsejable que permita que transcurra al menos una hora después de la comida, cuando el movimiento digestivo se reduce. Inmediatamente después de la cirugía, la materia fecal que sale de la ostomía puede tener una consistencia muy blanda y diluida (acuosa). Cuando se vuelva más densa, podrá determinar mejor la hora ideal para cambiar su sistema.

    Factores que afectan el sello del sistema de bolsa recolectora
    El sistema de bolsa recolectora deberá adherirse a la piel y es importante cambiar la bolsa antes de que se afloje o de que surjan fugas. La cantidad de tiempo que una bolsa permanecerá sellada dependerá de muchos factores, como el clima, la condición de la piel, cicatrices, cambios en el peso, alimentación, actividad, cuerpo de la persona y naturaleza de la materia que se excreta a través de la ostomía. A continuación se presentan algunas otras cosas que pueden afectar el tiempo que la bolsa se adhiere:

    La sudoración reducirá el número de días que podrá portar una misma bolsa del sistema recolector. El calor del cuerpo, aunado con la temperatura ambiente, ocasionará que las barreras para la piel se aflojen más rápido de lo habitual.
    La piel grasosa y húmeda reduce el tiempo de uso.
    Los cambios en el peso también afectarán por cuánto tiempo podrá usar una bolsa. El peso que aumente o pierda después de la cirugía para la ostomía puede cambiar la forma de su abdomen, lo cual puede hacer que necesite un sistema totalmente distinto.
    Puede que la alimentación afecte el sellado. Ciertos alimentos que causan una descarga acuosa son más propensos a desprender el sellado que las evacuaciones de consistencia más sólida.
    Puede que las actividades físicas afecten el tiempo de uso de una aplicación. Nadar, practicar deportes intensos o cualquier cosa que le haga sudar puede reducir el tiempo de uso de una misma aplicación.
    Bañarse / Ducharse
    El agua no dañará su ostomía. Aunque es ciertamente posible tomar un baño sin un sistema recolector, esto resulta poco práctico por razones obvias, sobre todo por el riesgo de salida de materia fecal mientras se baña, lo que por supuesto usted no puede controlar. Usted puede ducharse con o sin un sistema recolector, pero es recomendable tomar el baño con una bolsa. La exposición normal al aire o el contacto con jabón y agua no dañará al estoma. El agua no se introducirá al estoma y el jabón no lo irritará, pero puede que el jabón interfiera con la adhesividad de la barrera cutánea. Lo mejor es usar solamente agua al lavar la piel alrededor de su estoma. En caso de usar jabón, asegúrese de enjuagar bien la piel con agua.

    Manchas de sangre en el estoma
    Las manchas de sangre no deben alarmarle. Puede que se genere un sangrado leve al limpiar alrededor del estoma cuando esté cambiando la bolsa o la barrera para la piel. Los vasos sanguíneos en los tejidos del estoma son muy delicados en la superficie y pueden sangrar fácilmente. Usualmente el sangrado desaparece rápidamente. De no ser así, llame a su enfermera de ostomías o a su médico.

    Afeitado debajo de la bolsa
    La presencia de mucho vello alrededor del estoma puede ocasionar que la barrera dérmica no se adhiera bien y causarle dolor cuando se la quite. Afeitar con una rasuradora, o recortar el vello con tijera resulta útil en estos casos. Al hacer esto, siempre se debe tener mucho cuidado. Se recomienda que afeite en seco la piel alrededor de su estoma con un talco para estomas, debido a que el jabón y las cremas de afeitar contienen humectantes y aceites que podrían ocasionar que la barrera cutánea no se adhiera. Tras afeitar, enjuague y seque bien la piel antes de colocar la bolsa.

    Qué ropa usar con una ileostomía
    No se requiere de ropa especial para el uso diario, ya que las bolsas de ostomía son bastantes planas y es difícil notarlas a través de la mayoría de las prendas de vestir. La presión de las prendas interiores elásticas no dañará al estoma, ni detendrá la función del intestino.

    Si antes de la cirugía padecía de problemas intestinales, puede que ahora se vea en la posibilidad de comer con normalidad por primera vez en mucho tiempo. Conforme su apetito regrese a la normalidad, es posible que suba de peso. Esto puede influir más en el tipo de ropa que elija que la bolsa en sí.

    Algunas prendas interiores de algodón como las trusas (calzones o calzoncillos), camisetas o camisones que sean elásticos pueden ofrecer más soporte y seguridad para fijar y ocultar la bolsa. Una simple cubierta para la bolsa aumenta la comodidad al absorber el sudor del cuerpo, y además evitar que la bolsa de plástico haga contacto con su piel. Los hombres pueden utilizar calzoncillos largos ya sea tipo bóxer (holgados) o tipo jockey (ajustados).

    Cómo manejar los problemas de la ostomía
    Gas (flatulencia)
    Inmediatamente tras la cirugía puede que experimente la emisión de muchos gases todo el tiempo. Tras la mayoría de las cirugías del abdomen ocurre este incómodo y bochornoso, pero inofensivo síntoma. Los ruidos de los gases o los sonidos estomacales pueden ser una preocupación. Si le preocupan estos sonidos cuando hay personas cerca de usted, puede decirles, “Disculpe, me está gruñendo el estómago”. Si llega a sentir que está por pasar gas al estar entre otras personas, cruce los brazos de manera casual sobre su abdomen para que sus antebrazos reposen sobre su estoma. Esto atenuará la mayoría de los ruidos. Consulte con su enfermera especialista en ostomías sobre productos que pueden aminorar los gases. Ciertas comidas pueden causar gas, como huevos, repollo, brócoli, cebollas, pescado, frijoles, leche, queso, bebidas carbonatadas y alcohol.

    El comer bajo un horario establecido puede ayudar a evitar los gases
    Coma pequeñas cantidades de alimentos de 4 a 5 veces al día
    No omita comidas para evitar los gases o las descargas
    Olor
    Muchos factores, como la comida, las bacterias que normalmente hay en su intestino, las enfermedades, ciertas medicinas y las vitaminas pueden causar olor.

    Algunos alimentos pueden producir olores: los huevos, el repollo, el queso, los pepinos, la cebolla, el ajo, el pescado, los productos lácteos y el café. Si nota que ciertos alimentos le ocasionan molestias, evítelos.
    Use una bolsa a prueba de olores
    Verifique que la barrera cutánea se encuentre fijamente adherida en su piel
    Vacíe la bolsa con frecuencia
    Ponga líquidos y/o tabletas desodorantes especiales en la bolsa
    Hay algunas medicinas que le pueden ayudar. Hable con su médico o enfermera de ostomías sobre estos productos y la manera de usarlos. Muchas personas han notado que algunas cosas que ayudan con el olor son las tabletas de clorofila, subgalato de bismuto y subcarbonato de bismuto. Mantener desodorantes ambientales en la habitación también puede controlar el olor muy bien cuando se vacía la bolsa.
    Cuando encuentra las cápsulas de medicina en su bolsa
    Tenga en cuenta que las tabletas recubiertas o las cápsulas de liberación controlada pueden salir completas en la bolsa. En la mayoría de los casos, esto significa que no aprovechó la medicina. Si nota esto, hable con su médico o farmacéutico. Es posible que se puedan usar otras medicinas para asegurarse de que usted esté recibiendo las que necesita. Las medicinas líquidas o en forma de gel suelen absorberse más rápidamente y pueden ser más eficaces para usted.

    Problemas graves de la piel
    Las áreas de la piel que están enrojecidas, adoloridas y siempre mojadas impedirán que usted logre un buen cierre alrededor del estoma. Es importante tratar inmediatamente las irritaciones menores. Si presenta una región grande con irritación, o alguna irritación que esté aumentando a pesar de estarla atendiendo minuciosamente, póngase en contacto con su doctor o enfermera de ostomías. Ellos pueden recetarle medicina que le ayudará a secar y sanar su piel.

    En el caso de las úlceras por presión profundas causadas por un cinturón de ostomía muy apretado, afloje o quítese el cinturón y llame inmediatamente a su médico o enfermera especialista en ostomía. Necesitará que se le dé tratamiento.

    Bloqueo (obstrucción)
    Habrá veces que no saldrá materia fecal de su ostomía por breves periodos de tiempo. Esto es normal. Pero si su estoma no ha tenido actividad por 4 a 6 horas y le dan cólicos, dolores o náuseas, es posible que haya una obstrucción (bloqueo) en el intestino. Si esto sucede, llame inmediatamente a su médico o a su enfermera de ostomías.

    Estas son algunas medidas para ayudar a que el flujo por su ostomía sea adecuado:

    Manténgase alerta a la hinchazón del estoma y regule la abertura en la oblea o dobladillo según sea necesario hasta que desaparezca la hinchazón
    Tome un baño caliente para relajar sus músculos abdominales
    Se pueden tomar líquidos si hay un poco de eliminación de materia fecal: evite los alimentos sólidos
    Algunas veces el cambio de posición, como subir las rodillas hasta su pecho, puede ayudar a que la comida avance por los intestinos
    No tome laxantes
    Los alimentos con alto contenido de fibra, como vegetales verdes, col, apio, piña, nueces, coco y maíz pueden causar obstrucción. La obstrucción también puede ser causada por cambios internos como adherencias (tejido de cicatrización que se forma en el interior de su abdomen después de la cirugía).

    Si persisten los dolores y cólicos sin que el estoma expulse deposiciones por más de dos horas y no tiene posibilidad de acudir a su médico o enfermera especialista en ostomía, acuda a la sala de urgencias de algún centro de atención médica. Lleve consigo todos sus suministros ostómicos.

    Diarrea
    Por lo general, la diarrea es una advertencia de que algo anda mal. La diarrea se define como evacuaciones frecuentes, sueltas o líquidas en mayor cantidad de lo usual. Esto sucede cuando la comida pasa a través del intestino delgado muy rápidamente y no hay tiempo para que los líquidos y los electrolitos se absorban. Puede aparecer repentinamente y causar cólicos, y puede ocasionar que su cuerpo pierda muchos líquidos y electrolitos. Debe reponer rápidamente estos electrolitos para no enfermarse de deshidratación y tener pérdida de minerales. (Vea Desequilibrio de electrolitos más adelante para más información sobre este tema).

    Las heces blandas también pueden ser el resultado de la ingestión de ciertos alimentos, pero generalmente esto solo dura poco tiempo. Las frutas y los vegetales crudos, la leche, el jugo de fruta, el jugo de ciruelas pasa o el agua potable sucia son ejemplos de cosas que pueden cambiar la materia fecal que sale por su estoma. El estrés emocional también puede causar heces sueltas. Puede que algunas personas con ileostomías tengan siempre una descarga muy líquida, lo cual es normal para ellas.

    Hay varias cosas que pueden causar diarrea:

    La infección intestinal o la intoxicación alimentaria , que con frecuencia también causan fiebre y vómitos
    Los antibióticos y otros medicamentos de venta con receta
    Las obstrucciones parciales (también pueden causar evacuaciones con mal olor, cólicos, salida forzada de materia fecal líquida y la emisión de muchos ruidos por el estoma). Pueden ser causadas por la comida u otros factores. Acuda por ayuda médica si esto le sucede.
    Consulte con su médico o enfermera(o) de ostomía si padece de diarrea constante. Hable sobre los alimentos y líquidos que ingiere, su horario de comidas y las cantidades de éstas, así como cualquier medicamento que pueda estar tomando. Es posible que se le dé medicina que ayude a desacelerar el proceso digestivo. Recuerde que sin importar cuáles sean las circunstancias, requerirá de una dieta bien balanceada y de un buen consumo de líquidos para evitar problemas con las evacuaciones.

    Desequilibrio de electrolitos
    Los electrolitos son sales y minerales de la sangre, como potasio, magnesio y sodio. Su equilibrio es muy importante. Cuando se extirpa el colon (intestino grueso), se corre un mayor riesgo de tener un desequilibrio de electrolitos. La diarrea, los vómitos y mucha sudoración pueden aumentar este riesgo.

    La deshidratación también es un problema grave. Los síntomas incluyen sed, sequedad de la boca, menor volumen de orina, vértigos y sensación de cansancio. Si se deshidrata, necesitará beber más líquidos. Para evitar la deshidratación necesita beber de ocho a diez vasos de 8 oz de líquidos al día. Si tiene diarrea, es posible que necesite beber más. Las bebidas como Gatorade®, PowerAde® o Pedialyte® contienen potasio y sodio. Pero cualquier líquido que contenga agua (soda, leche, jugo, té, etc.) le ayudará a satisfacer sus necesidades diarias de líquidos.

    La pérdida del apetito, mareos y calambres en las piernas pueden ser síntomas de pérdida de sodio. Por otro lado, el cansancio, la debilidad muscular y la dificultad para respirar pueden ser síntomas de pérdida de potasio. La deshidratación y los bajos niveles de sodio y de potasio pueden ser peligrosos y se deben tratar inmediatamente. Recuerde que algunos de estos síntomas pueden deberse a otros problemas que podrían ser una emergencia. Llame inmediatamente a su médico o al 911 si se siente mareado, débil o tiene otros problemas graves.

    Recto fantasma
    El recto fantasma es muy similar a la “extremidad fantasma” de las personas a quienes se les han amputado un miembro y sienten que aún lo tienen. Es normal que sienta la urgencia de tener movimientos intestinales como antes de la cirugía. Esto puede ocurrir en cualquier momento y puede que persista por años tras la cirugía. Si no se le extirpó el recto, puede tener esta sensación y hasta pasar mucosidad cuando se sienta en el inodoro. Algunas personas a quienes se les extirpa el recto dicen que la sensación se alivia cuando se sientan en el inodoro y actúan como si tuvieran una evacuación real.

    Síndrome del intestino corto
    Esta afección ocurre cuando se realiza una cirugía para extirpar una parte grande del intestino delgado. El síndrome del intestino corto necesita atención especial, ya que no queda intestino suficiente para absorber los nutrientes que el cuerpo necesita.

    Las personas con síndrome del intestino corto deben estar bajo la atención de un médico. Necesitan estar en observación minuciosa para asegurar que reciban suficientes calorías, carbohidratos, proteínas, grasas, vitaminas y minerales. Pueden llevar una vida normal, pero deben tener cuidado de evitar la diarrea y tener atención médica a su alcance inmediato. Cuanto más corto sea el intestino delgado, más líquida será la descarga. Esto puede reducir el tiempo que se puede usar una bolsa debido a que la barrera dérmica se desgasta más rápidamente.

    Cuándo hay que llamar al médico
    Se deberá llamar al médico o enfermera de ostomías si presenta:

    Cólicos que duran más de 2 o 3 horas
    Náuseas y vómitos continuos
    Ausencia de materia fecal de la ostomía durante 4 a 6 horas con cólicos y náusea
    Descargas muy líquidas en gran magnitud que dura más de 5 o 6 horas
    Mal olor que dura más de una semana (esto puede ser un signo de infección)
    Una cortadura en el estoma
    Lesiones en el estoma
    Irritación de la piel grave o úlceras (llagas) profundas
    Mucho sangrado de la abertura del estoma (o si encuentra varias veces sangrado moderado en la bolsa cuando la vacía). (NOTA: el consumo de betabel o remolachas causará un manchado rojizo).
    Sangrado continuo en donde el estoma hace contacto con la piel
    Un cambio inusual en el tamaño o color de su estoma
    Cualquier cosa inusitada relacionada con su ostomía
    Pedido y almacenamiento de suministros de ostomía
    Los suministros pueden ser pedidos vía correo postal, adquirirse en un local de suministros médicos, una farmacia local o por Internet. Si desea ayuda adicional para hacer sus pedidos, procure ponerse en contacto con el fabricante de los productos, o consulte las páginas comerciales del directorio telefónico o en Internet (busque las palabras “suministros de ostomía” – “ostomy supplies”).

    Para pedir bolsas, barreras dérmicas y otros productos de ostomía, necesitará el nombre del fabricante y el código de los productos
    Solicite a su enfermera de ostomías el nombre de distribuidores confiables que le puedan suministrar lo que necesita
    Antes de hacer el pedido de los suministros, verifique que su seguro médico cubra el costo de los productos de tal compañía
    Compare los precios cuando haga sus pedidos por correo y por Internet (recuerde los gastos de envío)
    Conserve todos sus suministros en un mismo estante, cajón o similar en un lugar seco libre de humedad y temperaturas extremas
    Haga el pedido de sus siguientes suministros algunas semanas antes de que sus actuales suministros se le terminen, para tener suficiente tiempo para la entrega. Evite la acumulación de suministros en grandes cantidades, ya que éstos podrían arruinarse por la humedad y los cambios en la temperatura.

    Escrito por
    En su versión original, este documento fue escrito por la United Ostomy Association, Inc. (1962-2005) y revisado por Jan Clark, RNET, CWOCN and Peg Grover, RNET. Desde entonces ha sido modificado y actualizado por:
    American Cancer Society logo

    Equipo de redactores y equipo de editores médicos de la Sociedad Americana Contra El Cáncer

    Nuestro equipo está compuesto de médicos y enfermeras con postgrados y amplios conocimientos sobre el cáncer, al igual que de periodistas, editores y traductores con amplia experiencia en contenidos médicos.

  2. aldo dijo:

    La vida es muy hermoso que florece cada día,pero debemos cultivar con amor cada uno de nosotros somos importantes aunque tengamos dificultades al caminar esto no significará que nunca voy a levantarme a contrario tu eres fuerte.
    Amate a 5i mismo y verdad que tu vida es muy hermosa

  3. Muy interesante texto, nos hace pensar , reflexionar,meditar…pero por sobretodo esto nos hace pensar a que debemos tener la capacidad de asombro y vivir por que lo fundamental es la vida.

  4. Fabi Miele. dijo:

    Estimados , les dejo un texto escrito por la
    dra . Fabi Miele.
    D PASO O PARA QUEDARSE: Los Dueños de Nada están Sólo de Paso
    DE PASO O PARA QUEDARSE
    Los dueños de nada están solo de paso.
    Hay personas que pasan por nuestra vida tan solo un momento.
    Lo hacen de un modo especial, intenso y por algún motivo pasan y se van pero nos dejan muchas vivencias de las cuales aprendimos.
    A veces, pasa mucho tiempo hasta que entendemos el motivo de su efímera presencia, pero tengamos la certeza de que siempre hay un por qué y un para qué, solo que la mayoría de las veces lo entendemos en el futuro, cuando nuestra madurez nos permite extraer el sentido.
    Algunas personas pasan para mostrarnos quien no queremos ser, que no queremos hacer y definitivamente enseñan por medio de la contrafigura de aquello en lo que no nos queremos convertir.
    Por el contrario otras personas con su presencia nos revelan quien sí queremos ser y las tomamos de guía o ejemplo a seguir.
    Otros pasan para que descubramos nuestras capacidades de amar, de luchar, soñar o de creer.
    Hubieron quienes pasaron por mi vida para obstruir una parte del camino y luego comprendí que lo hicieron porque temen de nosotros.
    Siempre supe que algún día escribiría de todas estas personas..porque todas merecen un lugar especial por el motivo que fuere, endulzar mis días o amargarlos sin saber que a estos últimos, años después solo les agradecería el haberlo hecho.
    Los dueños de nada…
    Neuquén era un lugar amplio, todo era distinto a aquello que respiramos por años. Se sentía bien.
    Su mínima humedad era agradecida por la coquetería de toda mujer, ya que el cabello parecía no conocer el frizz león. Mis bucles naturalmente caprichosos, parecían obedecer espontáneamente y se desprendían uno del otro con gracia y un brillo descomunal.
    Las personas tenían expresiones y costumbres diferentes a pesar de pisar el mismo país. Todo era novedoso y lindo…muy lindo.
    Ahí estábamos los dos, juntos como siempre. Emprendíamos una hermosa aventura, nuestra aventura, merecida, deseada y algo pensada.
    Era inexplicable como ninguno de los dos tenía miedo alguno, tanta era la emoción y el entusiasmo que no había lugar para pensar en un paso atrás.
    Solo sabíamos que estábamos frente a una acertada decisión y que ese sería nuestro lugar en el mundo. Solo sabíamos que juntos podíamos.
    No fue casual que mas de mil km nos separaban de nuestro antiguo sitio. Los dos teníamos muchas cosas que dejar atrás, y si bien sabíamos que no era posible escapar del pasado, ese mundillo de dos era perfecto para nosotros. Comenzar otro libro en blanco parecía prometedor y excitante.
    Allí estábamos, sin concebir ni una sola duda ni una sola posibilidad de que algo pudiera salir mal.
    Laboralmente mi camino era incierto, pero jamas dude ni un segundo que una puerta se abriría pronto. Mi parada inmediata era un espacio de dos meses de trabajo transitorio, necesario para no perder mi ingreso económico anterior, luego de ese tiempo no había nada más.
    Para empezar, solo debía presentarme con unas pocas personas y me dirigí al primer encuentro, el cual no fue nada grato. Ingrese a un edificio laberíntico, antiguo y mal mantenido, cargada de ilusión. Allí encontré a una mujer de tenia una edad incierta, no parecían interesarle las cuestiones que a toda mujer le atrapa, lo cual le impedía remediar lo que naturalmente no le había sido otorgado. No era cálida y no miraba a los ojos al hablar. No se sentía uno a gusto, esos ojos esquivos me hacían pensar que sus palabras decían algo que su mente no estaba compartiendo y esa actitud traslucía un desagrado ante una posible amenaza, que con dificultad y fracaso intentaba disimular.
    Ella sólo debía darme la bienvenida, pero no lo hizo. Solo marcó su terreno de una manera vergonzosa, insolente y descontrolada. Fue cruda, no podía ocultar su miedo, su frustración de algo que tal vez siempre supo que podía pasar pero que ya estaba sucediendo.
    Respetuosamente salí de allí con mis ojos cargados de lágrimas a cuestas.
    En el trayecto de doscientos metros que me separaban del auto en donde mi esposo con ansiedad esperaba, todas las palabras y gestos de esta señora se repetían una y otra vez.
    Solo pensaba en que innecesario y triste espectáculo había brindado ella que sin dudas podría haber sido mi madre. Me preguntaba, si había imaginado por un momento a sus hijos expuestos a la misma situación en la que ella me había condenado. O quizás no los tendría? No la imaginaba portadora de un amor maternal. Ella creía que era la dueña de algo que sin dudas es intangible y por ende imposible de tener propiedad, pero dejo en evidencia que temía y que la grandeza no estaba entre sus cualidades.
    No dejaba de pensar en que triste, pobre y oscuro corazon puede tener el ser humano cuando es inseguro, carece de generosidad y le sobra mediocridad. Me planteaba que poco nos preguntamos a veces sobre la historia que trae detrás nuestro prójimo. A ella no le importó quién era yo, que triste o glorioso pasado me traía.
    Lloré no lo niego y no solamente por su trato. Estaba por demás sensible, esa etapa era especial, una apuesta fue fuerte, dejamos buenas oportunidades en búsqueda de otras, dejamos entrañables amigos, dejamos nuestro lugar hasta entonces saliendo en busca de un futuro diferente, dejamos lo seguro por lo incierto. Fuimos valientes, dejamos la comodidad y arriesgamos. No teníamos a nadie, solo a nosotros mismos. En lo personal, tenia fuerza pero era una época en donde estaba vulnerable y ella ni lo pensó, no dudo en lanzar un zarpazo tal cual oso protegiendo a su cría, solo que aquí protegía aquello que creía su reinado. El tiempo transcurrió y todos los años que me tuvo cerca solo me alejo, me ignoró y me obstruyó si pudo. Su conocida trayectoria ilustró que yo fui una más y no la única que conoció su estilo particular de enemistad con la bondad y la vida. Es sencilla la ecuación: uno demuestra quien es con lo que hace y no con lo que dicen o creen de nosotros los demás.
    Si al irnos, sencillamente no dejamos nada, si al irnos nos llevamos todo, experiencia, conocimientos, si nos vamos y no dejamos un terreno fértil en donde el resto continúe nuestra obra, si no dejamos una estructura en beneficio de las personas portadoras de enfermedades, no dejamos admiración en la gente jóven y dejamos la piedra de la individualidad y el egoísmo entonces eso es lo que somos.
    Hay pobres corazones que jamas aprenden a compartir, a trabajar en equipo, a querer a los colegas que se apasionan de lo mismo, desde su alma mezquina y ego no pueden más que ver un rival en cada persona capaz.
    En fin…yo sentí pena por ella y mas de de una vez.
    Hay personas que merecen un párrafo diferenciado y a parte porque sin proponérselo y creyendo hacernos mal, son personas que nos enseñan y en esta profesión ella me enseñó justamente quien yo no quería ser, me mostró con esculpidos detalles y fue el ejemplo exacto de lo que no querìa para mi.
    Hubo mas gente. Hubo quién se infiltró en mi vida, camuflada en el traje de una amistad profunda y luego me traicionó. Hombres machistas que no soportaban una mujer idónea, segura, con proyectos propios e iniciativa. También quienes, con un ego gigante, una inteligencia emocional pequeña y una grandiosa falta de ética, subestimaron mi tenacidad, mi convicciones y mis capacidades.
    Todos ellos, no merecen que escriba en forma extensa, son esas personas que no vale la pena conocer, que uno desea tener lejos, que amargan momentos pequeños de nuestra vida, pero que podemos combatir pensando por que importante motivo pasan.
    Ya peinando mis propias canas pude ver como es la misma vida la que nos conduce a todos la lugar que nos forjamos. Es eso maravilloso.
    A todos ellos les debo agradecer que me empujaran a mi destino profesional, el que luego se convirtió en una de mis misiones en esta vida y que arrastro en ese compromiso a toda mi familia y mi selecto grupo de afectos.
    Debo darles las gracias por no ayudarme, por hacerme las cosas difíciles porque así pude hacerlas yo misma, con un extra de esfuerzo que me hizo mas fuerte. Por ellos yo pude proponerme objetivos mas elevados cada vez, porque cada obstáculo impuesto hizo que redoble la apuesta y así llegar a más cada vez.
    Le diría a los jóvenes que no se desanimen, que sepan que en lo laboral uno encuentra gente difícil, turbia, envidiosa, con mas de una cara, que pretenden hacernos sentir ganas de dejarlo todo. Jamás lo hagas. Enfréntalos con una sonrisa, utiliza tu luz que a esas personas las obnubila y confunde, utilízalos en tu propio beneficio transformando toda esa energía negativa que emanan en amor por tí mismo y en un motivo para luchar y demostrarte cuanto vales y cuanto puedes, ellos no saben hacer otra cosa, pero tu sí.
    Jamás dejes que te hagan olvidar tu objetivo final, no permitas que te exijan retirar la vista de ese punto allí lejos que es lo tu que sueñas, mantente firme y jamás te muestres o sientas débil porque eres poderoso, solo que no sabes cuanto.
    Ante cada golpe levántate y comprende que lo que importa es el resultado final y no olvides jamás que tu eres el reflejo de lo que ellos no pudieron ser por eso hacen foco en tí.
    Jamás te ciegues por un momento de venganza y recuerda que la vida te da lo que otorgas, ten paciencia ella misma se encargará de poner cada cosa en su justo lugar y a ti debe importarte el tuyo.
    Créeme, cuando el tiempo pase te darás cuenta de que sólo representan un minúsculo momento en esta larga y hermosa vida, aprenderás a entenderlos y te compadecerás de ellos.
    Por todo eso entiende que estas personas deben necesariamente estar. Si todo fuera simple los logros no tendrían es sabroso sabor que le aplica el esfuerzo y una vertiginosa lucha.
    Ellos, los difíciles no son importantes … están de paso.
    ☆,.-~*’¨¯¨’*·~-.,.-~*’¨¯¨’*·~-.¸☆ ☆,.-~*’¨¯¨’*·~-.¸,.-~*’¨¯¨’*·~-.¸☆ ☆,.-~*’¨¯¨’*·~-.¸,.-*’¨¯¨’*·~-.¸☆
    PASSING BY OR STAYING
    The owners of nothing are only passing by.
    There are people who pass through our lives for just a moment.
    They make it in a special and intense way and, for some reason, they just pass by and leave us lots of moments from which we learned.
    Sometimes it takes a while for us to understand the reason of their ephemeral presence, but we’re certain that there’s always a why and a for what. The thing is that we always understand them in the future, when our maturity allows us to think in that way.
    Some people pass through our lives to show us who we wanna be, what we don’t wanna do and definitely teach us what we wanna become someday.
    However, there are still people who, with their presence, reveal us who we wanna be and we use those people as guides and examples to follow.
    Some others pass through our lives for us to discover our abilities to love, fight, dream and believe.
    I always knew that someday I’d write about all those people… because they all deserve a special place, for sweetening my days or embittering them without knowing that I’d thank them for those moments later… someday.
    The owners of nothing…
    Neuquén was a wide place, everything was different to what we breath through time. It felt good.
    Its tiny humidity was thanked by the beauty of every woman, as hair didn’t seem to know about the existence of lion frizz. My natural, whimsical curls seemed to obey and gave off each from other with grace and a huge brightness.
    People had expressions and different costumes, no matter if we all were standing in the very same country. Everything was new and pretty… really pretty.
    And there we were, the two of us. Together as always. We went by an amazing adventure Our adventure, well-deserved, wished and thought of.
    It was a mystery how any of us was afraid, not even a little. Everything in us was joy and emotion. There was no time for thinking in the past.
    We only knew we were in front of the right choice an that we were in our place. We were certain that that place was ours. In the whole world. We only knew that we could do anything as long as we did it together.
    It was no coincidence that more than a thousand miles separated us from our old home. We both had a lot to leave behind. We still knew we couldn’t run away from the past, but this wolrd of two was perfect for us. Beginning a new book was thrilling and exciting.
    So there we were, without a single doubt or possibility of turning back.
    Laborally, my path was uncertain, but I never doubted that a door would open for me and my dreams. My immediate stop was in a two-month space in a temporal job, necessary for my economic ingress.
    To begin with, I only had to introduce myself to a few people and headed to my first encounter, which wasn’t pretty at all. I got in a laberinthycal building, old-fashioned and dusty. But I was still filled with excitment. There, I found a woman of an uncertain age who didn’t seem to be interested at all in everything a common woman is attracted for. She wasn’t even warm and didn’t stare at people when she talked. She was uncomfortable. And she made me feel uncomfrotabe. As if every word I said or every dream I shared with her was destined to fail.
    She just had to welcome me, but she didn’t do so. She just marked her territory in an embarrasing way. She was cold, she couldn’t hide her fear or frustration.
    Respectfully, I went out of that place with y eyes full of tears.
    On my way to the car, where my husband was awaiting excitingly, every word and gesture that woman had made to me repeated on my head over and over.
    I just thought about the unnecessary and sad show that she had performed for me could have been my mother. I wondered if she imagined her children in the same situation she had put me in. Or perhaps she didn’t. I couldn’t imagine her in a maternal, love feature. Any of those was within her qualities.
    I couldn’t stop thinking on how hard, sad and dark heart a human being can have when it’s insegure and unkind. She didn’t care about who I was, how sad and glorious past brought me.
    I cried, I won’t deny that. And not only because of how she had treated me. I was sensible, that special part of my life, such a high bet. We’d been brave, we’d left commodity and we took the risk. We had no one, just ourselves. Personally, I was strong, but I was still vulnerable back then. And that woman hadn’t even thought about it. She didn’t doubt in kicking me out in order to protect her territory. Or what she believed that was her kindgom. Time went by and every year she had close to me, she pushed me away, ignored me and kept me out as long as she could. That showed me a simple thing: we show who someone is because of what they do and not with what they say.
    When we left, we just didn’t leave anything. When we left, we took everything with us: experience, knowledge.
    There are poor hearts who never learn to share, to teamwork, to like their work partners who love and want the same we do. If we love them from their soul and ego, you won’t just see an enemy or anything like it.
    However, I was sorry and felt pitty for her more than once.
    There are people who deserve a different paragraph here. Those are people who teach us. In my profession, there are people who have taught me who I didn’t wanna be, and they were the example of that. I figured out who I did wanna be, with other examples to.
    There were more people. There were more who came in my life, disguised in a friendship suit and tie, but brought nothing but betrayal. There were also those that, with their huge ego, a small intelligence and a big ethic lost, subestimated my ability.
    All of them, they don’t deserve for me to write about them in an extense way. There are those people who aren’t worth meeting, that you wanna keep far away, so that they don’t bitter the sweet moments in our lives. They just go by. They are people who should go by our lives, but never stay.
    And here I am, brushing my old hair 8with a bit of white stripes), I can see the path that took me to this life. And that’s wonderful.
    I must thank all of those who pushed me to my professional destiny, which later turned into one of my missions on this life.
    I must thank for not helping me, too. For making things hard so that I could do them for myself, with an extra encouragment that made me work harder for what I wanted. Thank those who made me wanna have higher goals every time, because every obstacle made me wanna double my bet.
    I would tell the young not to go down. Laborally, you’d always find hard, envy and dark people. People with more than one face, who pretend to make us feel safe when they’re actually the ones holding the trigger. Face them with a smile, use your light to turn off their negative energy. Show them that you’re worthy and what they’re missing.
    Never let others make you forget your final goald or vanish your dream life. Stay firm and never feel weak because you’re powerful.
    Get up at every punch and understand that what matters is the final result. Never forget you’re the reflection of what they couldn’t be because of their darkness.
    Never blind your moment because of revenge and remember that in life you give. Be patient, life will take care of putting everything in its place.
    Believe me, when time goes by, it only represents a tiny spot in this long and lovely life. You’ll learn to understand.
    So you’ll finally understand that all kinds of people are needed. The ones I firstly talked about, like that woman, are still needed to. If everything was simple, achievments wouldn’t be so delicious.
    Those people are hard, but they’re still important.
    They’re only passing by, after all.
    Publicadas por Dra. Fabiana Miele .

  5. jmac.dark dijo:

    yo jamas fui «normal» siempre batalle por mi salud hasta los casi 22 años, cuando llego a mi vida la bolsita, despues de mas 17 operaciones en casi todas llegaba grave al quirofano, era una vida gris , sin disfrutar nada de la vida, no hay muchas cosas buenas que recordar, solo pasaron 3 años despues de la bolsita, para ver un cambio dramatico, podia realizar cualquier actividad, prohibida o no por los medicos, lo unico que puedo decirles es que jamas se rindan, jamas, yo comprobe que luchar todos los dias por lo deseado rinde buenos resultados, soy un hombre con casi todas sus metas realizadas, y voy por las que aun me faltan.. los ostomizados somos triunfadores, y mucho mas poderosos que casi cualquier normal…. jamas se rindan….

  6. Alejandra Jáquez Esparza dijo:

    Yo tengo la creencia que tanto como los ostomizados como otros grupos que de una u otra manera nos «devuelven» la vida. Vemos la vida de muy diferente manera al resto pues para nada se compara una día de vida de nosotros con la de un ser humano «normal» Solo los ostomizados comprendemos que gracias a ese estoma y a una bolsa podemos hacer una vida casi normal, es la segunda oportunidad de vida que recibimos después de nacer con alguna complicación, después de detectar cáncer, después de complicaciones con el intestino… Solo tengo esta frase: GRACIAS A LA VIDA que me ha dado tanto. En especial, gracias a Dios, a mis Padres, a mi pareja, a mi familia y a mis amigas. Y recientemente, gracias que encontré esta página. ¡AQUI Y AHORA!

  7. Juan Pallante, Mexico dijo:

    la vida, es ta llena de momentos y uno de esos momentos es pasar por situaciones, donde decidimos vivir o morir, estas son opciones de vida, por ti o por los que te rodean. Y lo más importante es nunca debes dejar morir a tu niño interior.

  8. tomas dijo:

    El gran giro que dio mi vida se debe a este suceso extremo ser ostomizado. Ahora si vivo la vida .soy adicto a la vida. Soy adicto a la locura vivo segundo a segundo intensamente…por que ustedes también son parte de mi vida.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.